El Ayuntamiento de Málaga hace oídos sordos al Día Internacional de Concienciación sobre el Ruido

El Consistorio dejó de celebrar esta fecha en 2016, casualmente el año en el que las últimas mediciones realizadas por una empresa independiente y homologada certificaron la vulneración de los ‘objetivos de calidad acústica’ en casi todas las calles del Centro

La Asociación de Vecinos Centro Antiguo denuncia al Defensor del Pueblo Andaluz la no aplicación del Decreto 155/2018

Último cartel del día del ruido celebrado por el Ayuntamiento de Málaga

El Ayuntamiento de Málaga sigue ‘silenciando’ los gravísimos problemas de contaminación acústica de la ciudad y hace de nuevo oídos sordos al Día Internacional de Concienciación sobre el Ruido. El Consistorio dejó de celebrar esta fecha en 2016, casualmente el año en el que las últimas mediciones realizadas por Sincosur, una empresa independiente y homologada, certificaron la vulneración de los ‘objetivos de calidad acústica’ en casi todas las calles del Centro Histórico de Málaga, principalmente por la actividad hostelera.

Hoy se celebra el Día Internacional de Concienciación sobre el Ruido, una actividad que se desarrolla anualmente a nivel mundial, desde hace más de 20 años, el último miércoles del mes de abril, con el propósito de promover a nivel internacional el cuidado del ambiente acústico, la conservación de la audición y la concienciación sobre las molestias y daños que generan los ruidos. La Sociedad Española de Acústica propone a las instituciones que con este motivo se lleven a cabo una serie de actividades que ayuden a tomar conciencia del grave problema que puede llegar a representar la contaminación acústica. Por desgracia, el Ayuntamiento de Málaga celebró por última vez este acto en 2015, con un cartel que incluía la leyenda “Sin ruido se vive mejor”. Efectivamente, en Málaga tenemos poco que celebrar, pues hoy solo cabría esta otra leyenda: “Con mucho ruido se vive mucho peor”.

En estos 4 años, los problemas no han hecho más que acrecentarse. La Asociación de Vecinos Centro Antiguo de Málaga ya avisó en mayo de 2018 en rueda de prensa de la dilatación premeditada de la declaración de Zonas Acústicamente Saturadas. Esta declaración sigue en vía muerta, en una tramitación interminable durante la cual se han seguido abriendo locales hosteleros, ampliando espacios de terraza e incrementándose los eventos ruidosos en la calle (el propio Ayuntamiento organiza más de 500 al año, incumpliendo incluso sus propias ordenanzas) y sin adoptar ‘cautelarmente’ ninguna de las más que tibias medidas contenidas en el ZAS que se aprobó en Pleno en octubre de 2018 .

Donde dije digo…

 

… digo Diego

Con independencia de dichas medidas, que ni remotamente se asemejan a las tomadas en otras ciudades de nuestro entorno, existe hoy día una cuestión fundamental: el incumplimiento flagrante del Decreto andaluz nº 155/2018. Este Decreto, por el que se aprueba el Catálogo de Espectáculos Públicos, Actividades Recreativas y Establecimientos Públicos de Andalucía, entró en vigor el pasado agosto y establece que en las zonas habitadas que tienen carácter residencial, prácticamente toda nuestra ciudad, solo podrán existir terrazas de hostelería si se garantiza el cumplimiento de los niveles máximos de ruido. Para poder cumplir con las limitaciones acústicas de las zonas residenciales hay ciudades andaluzas, incluso gobernadas por el Partido Popular, como es el caso de Almería, en las que se han reducido de manera significativa  los horarios de funcionamiento de las terrazas.

Nada ha hecho el Ayuntamiento de Málaga, que sepamos, para poner en práctica las disposiciones de este decreto. Nos hemos dirigido por escrito hasta en tres ocasiones al alcalde de Málaga exigiendo la aplicación del decreto, sin que haya habido ninguna respuesta. Ante ello, ayer nos vimos obligados a presentar la queja correspondiente ante el Defensor del Pueblo Andaluz como paso previo a la adopción de las medidas judiciales que procedan para conseguir la protección de nuestros derechos fundamentales.

Plaza Mitjana, el símbolo del ruido y la inacción municipal
Músicos callejeros usando amplificadores

La inacción municipal es tal que un grupo de residentes de la plaza Mitjana, entre los que hay socios de la Asociación de Vecinos Centro Antiguo, han llevado al Consistorio a los tribunales. El Juzgado de lo Contencioso-Administrativo nº 6 de Málaga ha admitido a trámite una demanda por vulneración de derechos fundamentales.

El ruido, consecuencia de la sobreexplotación del dominio público

Es conocida la denuncia constante que nuestra Asociación, junto con otras de Málaga, viene realizando de todos los fenómenos adversos que está provocando en nuestra ciudad el modelo económico actual de turismo extractivo. Empezando por los más graves, que se refieren a la desaparición del modo de vida urbano tradicional, la gravísima emergencia habitacional y la consiguiente expulsión de los residentes de sus hogares, en beneficio de la conversión de buena parte de la ciudad, por cierto no solo del Centro, en un lugar pensado básicamente para alojar a los turistas y ofrecer solo los servicios que ellos necesitan.

Pero no es menos grave la sobreexplotación del dominio público, un espacio que es de todos, por las terrazas de la hostelería, ya sean las autorizadas, las ‘semiautorizadas’ o las que carecen de autorización. Y una consecuencia directa de esto es el nivel de ruido enorme que tienen que padecer no solo quienes vivimos en el Centro, sino también quienes quieren disfrutarlo de modo distinto.

 

Asociación de Vecinos Centro Antiguo de Málaga

La Asociación de Vecinos Centro Antiguo lamenta las acusaciones del Ayuntamiento de estar “vinculada a un partido político”

 Resulta indignante que en democracia se usen las malas artes y las fake news para intentar desprestigiar a un movimiento de participación ciudadana solo porque éste sea “incómodo”

 

Hoy mismo se ha solicitado a todos los partidos que se presentan a las próximas elecciones locales sus propuestas sobre los temas que más preocupan a los residentes

 

La Asociación de Vecinos Centro Antiguo de Málaga lamenta profundamente la acusación del Ayuntamiento de estar “vinculada a un partido político”. Los vecinos consideran gravísimo, insólito y sobre todo triste este intento de descalificación de una agrupación ciudadana que tiene como misión la defensa de los intereses comunes de los habitantes del Centro y que vela por un modelo de desarrollo de ciudad que tenga como metas la cohesión social, el interés público y la calidad de vida y la convivencia de todos. La afirmación, contenida en la versión online de la información de SUR titulada “Los vecinos del Centro intensifican su campaña contra las terrazas”, publicada el jueves 11 de abril y firmada por Juan Soto, es un atentado a la concepción misma de la democracia, en la que son fundamentales las asociaciones de la Sociedad Civil y su independencia de acción.

Extracto de la noticia con las declaraciones del Ayuntamiento de Málaga

 

Esta Asociación de Vecinos trabaja por la habitabilidad del Centro Histórico, la correcta convivencia entre residentes, visitantes y agentes económicos y la defensa del Patrimonio Histórico de todos. Uno de sus derechos, que nosotros consideramos una obligación democrática, es denunciar, cuantas veces sea necesario, los incumplimientos de las leyes y normas que regulan dicha convivencia y que recoge nuestra Constitución, unas vulneraciones que demasiadas veces ignoran aquellos que han sido elegidos para velar por el bien común.

 

Resulta indignante e inadmisible que en democracia se usen las malas artes, las fake news o simplemente las patrañas para intentar desprestigiar a un movimiento de participación ciudadana solo porque éste sea “incómodo” en determinadas ocasiones. Al decir, según la información de SUR, que “desde el Ayuntamiento entienden que (…) la nueva junta directiva ‘está vinculada a un partido político’”, estas fuentes anónimas de, suponemos, el equipo de Gobierno municipal, olvidan que la esencia de la democracia es precisamente la capacidad crítica de la ciudadanía y su intervención en los procesos de toma de decisiones. Además, queremos recalcar que en nuestra Asociación de Vecinos y en su Junta Directiva hay personas de todas las tendencias políticas, algunas de ellas afiliadas a diferentes partidos, como no podía ser de otra forma en este tipo de agrupación.

 

Recordemos también que los problemas que trataba el artículo y sobre los que se vertía esa malintecionada acusación de dependencia de “un partido político” son de especial gravedad para el conjunto de la ciudadanía: la invasión del dominio público, el ruido descontrolado, el gravísimo problema de vivienda y, como amplificador de todos ellos, los flagrantes incumplimientos de las leyes y la incapacidad de control y sanción que demuestra este Ayuntamiento. Estamos convencidos de que estos problemas son demasiado evidentes y que no solo afectan a nuestros asociados, los vecinos del Centro Histórico, sino a toda la ciudadanía malagueña y al futuro de nuestra ciudad. Y su análisis y resolución no debería ser cuestión de partidos de un signo u otro, sino parte de un plan estratégico consensuado por todos.

 

En este sentido, hoy mismo hemos enviado a los distintos partidos políticos que se presentan a las próximas elecciones municipales un documento en el que expresamos cuáles son nuestras principales preocupaciones y les pedimos que nos detallen por escrito sus propuestas en relación con temas como:

  • El modelo que proponen para el Centro Histórico de Málaga: ¿un lugar solo de localización de inversiones y de turismo extractivo, un lugar donde vivir…?
  • El carácter residencial del Centro. Qué hacer ante el avance de la turistificación y el grave problema habitacional
  • Las carencias históricas del Centro en cuanto a 1) zonas verdes y espacios de encuentro, 2) equipamientos deportivos, 3) la movilidad, 4) la actividad económica responsable y sostenible (¿un Plan Estratégico para el Centro?)
  • La actividad municipal y una posible mayor capacidad de actuación de las Juntas de Distrito
  • La contaminación acústica: 1) puesta en marcha de las ZAS, 2) cumplimiento del decreto 155/2018, que obliga a autorizar las terrazas solo si se respetan los niveles máximos sonoros, 3) eventos en la calle, 4) actuaciones de música en la calle
  • La Feria y los problemas de contaminación acústica y de residuos, seguridad, etc.
  • La función de la Policía Local
  • La interesada apelación al “equilibrio” o el “consenso” cuando por una parte se está sufriendo vulneración de derechos fundamentales y por la otra se vulnera la ley sin recibir sanción

    Documento: CUESTIONARIO partidos elecciones municipales con preguntas

La Tribuna pre-Feria de nuestro presidente y su repercusión en los medios y redes

Nuestro presidente, Alfonso Miranda, firmó una Tribuna el lunes 7 de agosto alertando del más que posible agravamiento de nuestros problemas habituales en la Feria que se nos avecinaba.

Así lo recogió eldiario.es:

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Así se publicó en La Opinión de Málaga:

El lamento de los vecinos del Centro por el inminente inicio de la Feria en la puerta de sus viviendas

Publicado por La Opinión de Málaga en Martes, 8 de agosto de 2017

 

101 TV hizo una pieza en sus informativos:

 

Málaga Hoy lo recogió así.

20 Minutos publicó el teletipo íntegro de Europa Press: